La iguana verde es uno de los reptiles que se volvió más común de mascota en casa, este reptil se caracteriza por su forma de trepar los árboles y andar entre plantas. Pueden llegar a medir un promedio de dos metros, su forma de reproducción es poniendo huevos bajo una capa gruesa de tierra.

Screenshot_5

A pesar de que tienen unas garras muy largas ya se considera como una mascota de casa solo que se debe de manipular con mucho cuidado para evitar que te lastime, su tiempo de vida es de aproximadamente 13 años, se considera como adulta cuando tiene una medida aproximada de entre 70 a 80 cm de largo que se da cuando tienen 3 años de vida.

Si quieres adoptar a una iguana como mascota o ya la tienes es importante que le tengas su comida y su espacio de acuerdo a sus necesidades

Su espacio

Terrario: es importante que este sea de forma vertical, que sea largo, troncos de la misma altura ya que a la iguana lo que más le gusta es trepar. Debe de tener dentro una gran cantidad de tierra donde podrá depositar sus huevos.

Humedad y temperatura: es importante considerar la temperatura que se le mantendrá para que así se genere esta humedad, en el día su temperatura deseada será de entre los 30-32° C de calor y en lo frio será máximo de 27°C. Debes procurar que su lugar sea cerrado para que esta temperatura sea pareja y se genere la humedad.

Screenshot_3

Cuidados

Se debe tener mucho cuidado de que en el lugar donde se mantendrá la calefacción esté protegida, para evitare quemaduras al acercarse.

Cuida su humedad para que evites que se le generen hongos que le afecten a su salud.

Alimentación

Su alimentación ira siendo modificado con el paso del tiempo y se caracterizara por tres etapas:

Etapa 1- iguana bebe, mide máximo 30 cm y debe de comer dos veces por día

Etapa 2- iguana pequeña, a partir de los 30 cm hasta los 60 cm debes darle seis días por semana

Etapa 3- iguana adulta, pasando los 60 cm debe comer solo 4 veces por semana

Debes de incluir en mayor proporción, hojas y vegetales verdes, en un 25% legumbres, hortalizas y fruta todas bien lavadas y cortadas en trozos medios.

Lo que no debes de darle es, lechuga, huevos, lácteos, insectos, gusanos o carne.